Un atisbo de lo que vendrá

Obra: Pórtico de la Gloria; autor: Xai Óscar; lugar: Orbenlle (O Porriño); año: 2015

A mediados del siglo XIX, Jenaro Pérez Villaamil hizo una reproducción pictórica del Pórtico de la Gloria: en ella aparecen algunas personas representadas y, aunque las dimensiones son bastante aproximadas a la realidad, la perspectiva de la pintura convierte al ser humano en un ser minúsculo, casi prescindible, frente a la obra del Mestre Mateo.

Continuar leyendo «Un atisbo de lo que vendrá»

Compártelo ...

Lo imperceptible

Obra: Busto de Juan Pablo II; autor: Cándido Pazos; lugar: Plaza de la Inmaculada, Santiago de Compostela; año: 2011

He caminado por las proximidades de esta escultura incontables veces; me he sentado muy cerca contemplando el sol de media mañana o las flores que la rodean en primavera; he observado la cara norte de la catedral con sus diferentes rostros ambientales … Pierdo la cuenta de las fotos que he sacado a su silueta al atardecer. Sin embargo, estas son las primeras fotografías que tengo de ella.

Continuar leyendo «Lo imperceptible»

Compártelo ...

Dios se hace «visible»

Obra: Exposición de Belenes artesanales; lugar: Valença do Miño; año: 2019

El mes de diciembre no es el preferido por los peregrinos para hacer el Camino; sin embargo, aquellos que lo hayáis elegido, posiblemente os habréis encontrado con los pueblos y ciudades llenos de adornos y calles engalanadas, algunas de ellas con alfombras rojas para hacernos vivir en un paseo de la fama constante. Uno de estos lugares es el interior de la fortaleza que se levanta sobre el Miño de la orilla portuguesa, en Valença. Es un lugar bien conocido por los gallegos porque, en otros tiempos, el aceite y las toallas se compraban mucho más baratas allí. Hoy se ha convertido en un lugar al que ir cuando cierran las tiendas en la franja española del Miño.

Continuar leyendo «Dios se hace «visible»»

Compártelo ...

Acoger al que llega

Obra: Monumento al emigrante (Vigo); autor: Ramón Conde; año: 2011

En la variante marítima del camino portugués que pasa por Vigo, muy cerca de la Colegiata, se levanta sobre el mar la Estación Marítima, lugar desde el que miles de gallegos embarcaron hace años buscando una vida mejor. En el año 2011, el escultor Ramón Conde inaugura este conjunto escultórico para homenajear a todas estas personas.

Consta de tres piezas: el hombre que se aleja sin mirar atrás para embarcar, la mujer que se queda en tierra con la criatura en brazos y un grupo de personas indefinidas que hacen referencia a todos los demás… Cuando alguien se subía a un barco y se asomaba para despedirse, entre la multitud, distinguía a aquellos que le eran cercanos, los demás quedan en segundo plano; estos constituyen ese grupo de personas indefinidas.

Continuar leyendo «Acoger al que llega»

Compártelo ...